Pintar velas navideñas con esponja

Con esponjas.
El método es sencillo; sólo hay que tomar la precaución de no cargar demasiado la esponja.

1. Doblar la esponja formando una almohadilla y humedecerla con la mezcla de acrílico y detergente.
2. Descargar el excedente de pintura sobre una servilleta de papel.
3. Ponsear con la esponja sobre toda la superficie de la vela.

Superposición de colores
Combinando esponjado y baño de parafina se pueden lograr nuevas tonalidades.

1. Cargar una esponja con acrílico mezclado con 2 o 3 gotas de detergente; esponjar la vela y dejar secar. Colocar la varilla de bronce y formar un gancho en la parte de abajo. Tomar la vela por la varilla y bañarla con parafina a 80°. Dejar secar.
2. Mojar la esponja con acrílico de otro color y pasa por algunos sectores de la vela para lograr la superposición de colores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *